Una bibliotecaria en la Gran Vía

islaharper.libreria

 

La fiesta de Nochevieja tuvo consecuencias desagradables. Además de una monumental resaca dejó un intervalo de tiempo en el que no recordaba absolutamente nada. Una sensación que me acompañó durante los primeros días del año, haciéndome sentir miserable. Por suerte, el pasado jueves recibí una llamada que cambió completamente mi estado de ánimo.

Fábrica de Libros, la conocida librería de Callao, quería entrevistarme. Así que decidí meterme de lleno en el papel y, de paso, tomar prestadas algunas piezas “vintage” de mi abuela. Su blusa de franela con lazada, una falda de tweed y, para completar el look, mis gafas de pasta.

Cuando por fin llegué a la librería y vi mi reflejo en el escaparate quise salir corriendo. Era la viva imagen de una working girl… pero de otro planeta. Estaba completamente fuera de onda. Lo único que podía hacer era sentarme en la única silla libre, junto a un radiador encendido a la máxima potencia, y rezar para pasar cuanto antes el mal trago.

Enseguida noté el sudor empapando las axilas y el maquillaje (aplicado generosamente para ocultar unos inoportunos granitos) escurriéndose barbilla abajo. Quise escapar al baño para refrescarme, pero alguien gritó mi nombre con un alarido.

Esta es la secuencia de la entrevista más delirante de mi vida laboral.

Detrás de la mesa encuentro a una chica vestida con chaleco rojo y una plaquita en la que se lee “Martina Martín, encargada”. Tiene el pelo alborotado y cara de pocos amigos. Le acerco temblando mi curriculum como si fuera un trozo de carne chorreante y me siento despacio. No sea que me arranque el brazo de un zarpazo.

Entonces me mira y comienza la cacería.

– Llevo dos días perdiendo el tiempo con entrevistas. Van a ser las dos de la tarde y todavía tengo por delante cuatro transbordos en metro.

Glup. Noto como se me cierra la boca del estómago.

-Y además no he dormido bien…

Necesito salir de ahí, pero antes de que pueda reaccionar comienza el interrogatorio.

-¿Qué te sugiere Kafka?

– Escarabajos. Angustia. Asco. -Digo en un ataque de sinceridad totalmente innecesario.

– ¿Quién escribió El Jorobado de Notre Dame? Y no vale Walt Disney…

¡Já! ¡Esta me la sé!

– Víctor Hugo- contesto mientras me arranco un pegote de rímel.

-¿Qué opinas de Guerra y Paz?- pregunta olisqueando la habitación.

– Que es una obra maestra… para matar al mundo de aburrimiento.

¿Ese olor a amoníaco soy yo? Mierda. Mi desodorante acaba de abandonarme.

-¿Has leído el Ulyses, de James Joyce?

– Lo intenté, pero se me hizo bola y no pude continuar-digo mientras aprieto los brazos.

Algo en su cara me dice que estoy descartada, pero por alguna razón que no consigo entender sigue hablando.

– ¿El último libro que has leído?

La chica del tren, de Paula Hawkins.

Entonces me mira, frunce el ceño y sus músculos se relajan hasta formar una media sonrisa.

– Muy bien, Isla… Harper. Comienzas mañana de cuatro a nueve. Y no hace falta que vengas disfrazada de bibliotecaria cursi. Con unos vaqueros y unas deportivas será suficiente.

Le acerco mi mano temblorosa y salgo corriendo con el corazón palpitando.

2016 puede ser mi mejor comienzo.

 

+English

A librarian in Gran Via

New Year’s Eve celebration had some nasty consequences. Added to a huge hangover, it also left me with a time gap in which I couldn’t remember anything at all. A feeling that walked with me during the first days of the year, making me feel awful. Luckily, last Thursday I got a phone call that change my mood completely.
Fabrica de Libros, the well-known book shop in Callao, wanted to give me a job interview. So I decided to submerge myself into the role and, also, borrow some “vintage” pieces from my grandma’s wardrobe. Her flannel blouse with a bow, a tweed skirt and, to complete the outfit, my cool acetate glasses.

When I finally get to the book store and saw my reflection on the mirror I had the urge to run away. I was the living image of a working girl…but from another planet. I was completely far out of vogue. The only thing I could do was sitting in the only vacant chair, next to a radiator that was on to the maximum, and pray to drink from this bitter cup as soon as possible. Immediately I notice the sweat running through my armpits and my makeup (generously applied to hide some ill-timed zits) dripping down my chin. I wanted to escape to the bathroom to refresh myself, but someone yelled my name.

This is the scene of the most insane job interview of my life

From behind her desk I find a girl dressed with a red vest and a little plaque where I can read “Martina Martín, manager”. She has messy hair and an unfriendly face. I hand her my CV shaking as if it was a piece of juicy meat and I slowly sit down. I don’t want her to tear my arm off before the interview even gets started.

Then she looks at me and the hunt begins.

-I have been two days wasting my time with job interviews. It’s almost two o’clock in the afternoon and I still have four underground transfers ahead.

Slurp. I feel the pit of my stomach closed.

-And I haven’t had a good night sleep neither…

I need to get out of here, but before I can do anything the questionnaire begins.

-What does Kafka suggest you?

-Beetles. Anxiety. Disgust. -I say in a completely unnecessary honesty attack.

-Who wrote The Hunchback of Notre Dame? And don’t tell me it was Walt Disney…

Aha! I know this one!

-Victor Hugo- I answer while I rip a blob of mascara from one of my eyes.

-What’s your opinion of War and Peace?- she asks sniffing the room.

-I think is a master piece…to kill the world with boredom.

What’s that ammonia smell? Is it me? Shit. My deodorant has just abandoned me.

-Have you read Ulyses, by James Joyce?

-I tried to chew it but I couldn’t do it- I say while I cross my arms tight.

Something in her face tells me I am rejected, but for any reason I try to understand she keeps talking.

-What’s the last book you have read?

The girl on the train, by Paula Hawkins.

Then she looks at me, she frowns and her muscles relax until they form half a smile.

-Very well, Isla…Harper. You start tomorrow from four to nine. And you don’t need to come with a cheesy librarian costume. Jeans and trainers will be enough.

I offer her my trembling hand and I run away with my heart beating.

2016 could be my best start.

12 Comments

  1. Jazmin Martinez
    6 meses ago

    Pero vaya suerte la tuya <3 Lamentablemente aquí en México (o por lo menos en mi ciudad) El único requisito que te piden es ser delgada y yo no cuento con eso al menos por ahora. Una completa lástima ya que el 99% son chicas bonitas malhumoradas sin amor por la literatura y no disfrutan el bello trabajo que tienen por suerte.
    Pero este no es el caso y sé que tu si lo disfrutarás, muchas felicidades <3 Besos.

    Reply
    1. islaharper
      islaharper Author
      6 meses ago

      Hola Jazmín,

      ¡Qué alegría recibir visitas de Mexico! No puedo creer lo que me cuentas, ¿qué tiene que ver la talla para vender libros? A la porra con las “chicas bonitas malhumoradas”!!

      Reply
  2. MiryamArtigas
    6 meses ago

    Esa chica ha sido un tanto borde pero ¡bien por el trabajo! Encima en una librería! Tenemos que intercambiar opiniones de libros Isla 🙂

    Reply
    1. islaharper
      islaharper Author
      6 meses ago

      ¡Claro, pásate por el segundo ce cuando cualquier mañana!

      Reply
  3. Mandy Books
    6 meses ago

    Uo!! Enorabuena!!! joo que envidia! mucha suerte en esta nueva aventura!!

    Reply
    1. islaharper
      islaharper Author
      6 meses ago

      Muchas gracias Mandy. A ver cuándo quedamos…

      Reply
  4. Ana Keys
    6 meses ago

    ¡Bieeeeeen! Qué mejor que trabajar en una biblioteca :D:D:D:D
    Estoy deseando de que vuelva a ser martes para ver que nos cuentas. ¡Un beso!

    Reply
    1. islaharper
      islaharper Author
      6 meses ago

      A ver si me dura el trabajo. De momento, muy contenta!!

      Reply
  5. Rolly Haacht
    6 meses ago

    Genial,
    me encantan las cosas que cuentas y bueno, estoy enamorada de tus ilustraciones. Te admiro muchísimo!

    Reply
    1. islaharper
      islaharper Author
      6 meses ago

      Ya sabes lo que dicen: la realidad supera a la ficción. Feliz de compartir sofá contigo en el segundo ce 😉

      Reply
  6. Carol
    6 meses ago

    ¿Tú también te disfrazas para las entrevistas?
    Las gafas son un must jajajaja
    Genial como siempre!

    Reply
    1. islaharper
      islaharper Author
      6 meses ago

      Bueno, digamos que intento ir bien caracterizada. En esta entrevista me lo quise poner todo y terminé achicharrada…

      Reply

Deja un comentario